Los coches de Iron Man, ¿quieres saber cuales son sus modelos favoritos?

Seguro que ya conoces el argumento, los actores y hasta habrás visto alguna película de Iron Man, y bajo este paraguas hemos querido hacer un repaso a los coches de Iron Man, desde el Ford Flathead Roadster de 1932 que lució en la primera película hasta el espectacular Audi R8 e-tron de Iron Man 3, que ya se ha estrenado en España.

Los coches de Iron Man 1

Saleen S7

Como decía, voy a hacer un pequeño repaso a los primeros coches de Iron Man, y si bien suelen destacar por su carácter deportivo o exclusivo, no siempre están cargados de tecnología punta, caso del Ford Flathead Roadster de 1932 o del Shelby Cobra de 1967.

Pero uno de los más llamativos de esta primera entrega fue el Saleen S7, un superdeportivo de producción artesanal que se pudo adquirir entre los años 2000 y 2009. Su ficha técnica era absolutamente endiablada y podía acelerar de 0 a 100 en 3,8 segundos para alcanzar los 321,8 km/h de velocidad máxima. Todo esto era posible gracias a un enorme motor de gasolina V8 atmosférico de 7,0 litros de cilindrada situado en posición central trasero longitudinal, cuatro válvulas por cilindro y 575 CV de potencia máxima.

coches de Iron Man

Audi es uno de los absolutos protagonistas, y lo hace desde la primera entrega con el Audi R8, el primer Audi en tener un motor en posición central trasero. Todo un hito que le dio unas cuantas alegrías a Tony Stark gracias a sus 525 CV extraídos del V10 del Lamborghini Gallardo. Eso si, con el cuidado y el mimo que pone Audi en todos sus productos. Refinamiento y deportividad en un sólo modelo.

El carácter ecólogico apareció en esta primera entrega de Iron Man con el Tesla Roadster, un deportivo 100% eléctrico que podría poner en apuros al mismísimo Saleen S7 y es que pasa de 0 a 100 km/h en 3,9 segundos, tan sólo una décima más que el gigante norteamericano.

Los coches de Iron Man 2

El número de vehículos en esta segunda entrega fue algo más reducido, y tan sólo hay tres modelos que realmente llamaron la atención. Como pasó en la primera película de Iron Man, los coches clásicos tienen su pequeño hueco en el plató y para esta ocasión eligieron un Wolf WR1 Ford Race Car, pero eso sí, era una réplica.

coches de Iron Man

Y era una réplica porque sólo se construyeron un puñado de unidades y casi todas estaban destinadas a la competición. El Wolf WR1 tenía un monocasco de aluminio al que se ancló un motor Cosworth V8 DFV. Con este auténtico Fórmula 1, el equipo Walter Wolf Racing consiguió tres victorias y nueve podios en su primera temporada en 1976. Aunque sólo duró tres años más y en 1979 se retiró del campeonato por no haber conseguido mantener ese nivel.

coches de Iron Man

Como es habitual, y seguro te esperabas, Audi tuvo un papel destacado en Iron Man 2 con el Audi R8 Spyder, la variante descapotable del deportivo más rápido de Audi. Pero pese a lo que puedas creer, el Spyer es bastante más lento que el R8 V10 y por eso tenía que echar mano del Wolf WR1. La diferencia no es mucha para una persona normal, pero para tony Stark, medio segundo más lento es la diferencia entre vivir o morir.

Para moverse por la ciudad y pasar desapercibido, Iron Man empleaba un Rolls Royce Phantom. Un auténtico sedan con cuatro puertas de lujo que se movía con un motor V12 de 6,75 litros de cilindrada y 48 válvulas que genera 460 CV y un par de 720 Nm. Esta berlina es capaz de pasar de 0 a 100 en 5,7 segundos.

Los coches de Iron Man 3

coches de Iron Man

Y regresamos al presente para hablarte del espectacular Audi que luce en esta última entrega de la saga Iron Man, el Audi R8 e-tron, un modelo que no verá la luz pero que sirve como campaña publicitaria perfecta para el gigante alemán. Con el R8 e-tron, Tony Stark puede pasar de 0 a 100 en 4,8 segundos gracias a los 313 CV que emanan de sus cuatro propulsores eléctricos, uno en cada rueda.

Si, lo se, no hemos hablado de algunos otros coches que aparecen en la saga Iron Man, pero que como comprenderás, al lado de estas 9 joyas, los A8, S7 y Q7 parecen vehículos de lo más convencional y pasan totalmente desapercibidos, eso si, no nos olvidamos completamente de ellos. Te recuerdo, Iron Man 3 ya está en los cines y si quieres ver como se mueve el Audi R8 e-tron, tienes una cita esta noche. Para abrir el apetito, te dejo el trailer oficial: