Lexus nos muestra el LFA Nürburgring al detalle

Hace unos días ya comentamos los planes de Lexus para presentar, en el próximo Salón de Ginebra, una versión sensiblemente más deportiva de su ya extremadamente deportivo LFA. Llamado Lexus LFA Nürburgring, más que una versión en sí misma se trata de un paquete que se ofrecerá a clientes que ya posean un LFA, aunque tan sólo se producirán 50 unidades. De esta forma, el número total de unidades que se van a poner en circulación del V10 nipón no se verá alterado, quedándose en únicamente 500. Esta especial versión del V10 de Lexus vuelve a ser hoy noticia porque el fabricante nipón ha publicado una galería fotográfica donde podemos disfrutar de este super-deportivo en todo su esplendor, y desde (casi) todos los ángulos.

El potente motor V10 verá como su potencia sube desde unos impresionantes 560 caballos a unos todavía más espectaculares 570. Sin embargo, este incremento en la potencia del Lexus LFA Nürburgring no tiene como objetivo conseguir una mayor velocidad máxima, ni una aceleración de 0 a 100 km/h más fulgurante. No. Estos 10 caballos adicionales han sido conseguidos con el único objetivo de contrarrestar la resistencia al aire que ofrece el nuevo alerón fijo trasero. Éste no está sólo en el duro trabajo de mantener al LFA pegado al suelo: en la parte frontal, un nuevo splitter de grandes dimensiones recorre toda la parte inferior del parachoques, lo que, junto a dos pequeños winglets montados a lado y lado, garantizan un nivel de adherencia de auténtica referencia...

La suspensión también ha sido rebajada en 10 mm para la ocasión. En lo que hace referencia a las ruedas, y como era de esperar, el Lexus LFA Nürburgring no se conforma con poco: las llantas ultra-ligeras son de nuevo (y exclusivo) diseño, y montan neumáticos semi-slicks para ofrecer el máximo agarre en las subidas y bajadas del Nordschleife. El Lexus LFA Nürburgring se podrá elegir en blanco, naranja (como el de las fotos) o negro, este último tanto en mate como en metalizado. En el interior, por su parte, se podrá optar por el negro, una combinación de negro y rojo, otra de negro y violeta (¿?); y, sólo para el mercado europeo, un interior terminado en fibra de carbono.

Como ya comentamos en la entrada que publicamos hace unos días, el precio que hay que pagar por el paquete LFA Nürburgring ronda los 51.000€, a sumar a los 272.000€ que ya habremos desembolsado por el Lexus LFA estándar. Sin embargo, ese precio nos ofrece un curso personalizado en el Infierno Verde, y un paso anual que da acceso al trazado de forma ilimitada. Visto así, no parece una mala oferta...

Vía: World Car Fans