El sustituto del Ferrari 612 Scaglietti será presentado en Ginebra

Hace una semana, Luca Cordero di Montezemolo anunciaba en una entrevista con el periódico deportivo fracés L'Equipe, que en el Salón de Ginebra veríamos un Ferrari "muy diferente" a lo que hemos visto hasta ahora. La pregunta era: ¿que podemos entender por "muy diferente"? ¿tecnología híbrida, quizás? Jalopnik parece haber encontrado la respuesta vía Teamspeed, y esa no es otra que el sustituto del Ferrari 612 Scaglietti, conocido internamente como F151.

¿Y que hace "muy diferente" al nuevo GT 2+2 de Maranello? Pues ni más ni menos que la tracción integral. Sí, señores: el sustituto del 612 Scaglietti se convertirá en el primer Ferrari de producción en contar con tracción a las cuatro ruedas. Originalmente se rumoreó que el proyecto F151 estaba destinado a convertirse en un todo-terreno, ya que se hablaba de un diferencial en el tren delantero. Por suerte, Ferrari se ha mantenido fiel a sus principios, y es por eso que hoy podemos hablar de su primer modelo con la (también muy rumoreada) tracción integral. El nuevo GT ya habría sido mostrado a un selecto grupo de afortunados clientes, quienes, por lo que se ve, han quedado más que impresionados con lo que han visto.

A diferencia del sistema que utilizan, por ejemplo, sus vecinos de Lamborghini, siendo una tracción total permanente, el sistema que utilizará el nuevo GT de Ferrari tan sólo se activa cuando las ruedas delanteras pierden tracción, gracias a un sistema "insertable" gestionado electronicamente. Se trata básicamente de un doble embrague unido al eje delantero, que funciona únicamente cuando la velocidad de las ruedas delanteras respecto de las traseras no coincide - un sistema que ha sido probado en el sur de Argentina con basante éxito, tal y como comentamos en su día.

Así pues, de momento parece que no tendremos el (también rumoreado) sistema de tracción integral mediante un sistema híbrido, con dos motores eléctricos en las ruedas delanteras, destinados a aportar un extra de tracción cuando el sistema (o el propio conductor) así lo crea necesario. Aunque este sistema no ha sido descartado, parece que en Ferrari han preferido apostar por un sistema más convencional para el 2012, dejando el sistema HY-KERS para dentro de dos o tres años.

Mecánicamente, el nuevo Scaglietti - o F151 - estará equipado con un 6.3 V12, capaz de rendir ni más ni menos que 670 caballos, lo que le permitirá acelerar de 0 a 100 km/h en 3,7 segundos, y alcanzar una velocidad máxima de 335 km/h. Este motor irá acoplado a un cambio de doble embrague de siete-relaciones, ya introducido en el Ferrari California hace un par de años y que poco a poco ha ido sustituyendo al manual robotizado que hasta ahora han utilizado los deportivos italianos. A pesar de estas prestaciones y de un carácter bastante más deportivo del que tenía hasta ahora el GT 2+2 de Maranello, el F151 no renunciará al confort y a la amplitud que ofrecía el modelo al que sustituye.

Gracias a un mayor uso del aluminio en el bastidor, el peso será sensiblemente inferior a los 1.840 kilos que pesa el 612 Scaglietti. El chasis, en este sentido, será más rígido a la vez que comunicativo, con lo que el carácter burgués del 612 (así como el anterior 456 GT) dará paso a un GT mucho más prestacional y dinámico. Estéticamente contará con una línea más ligera y con un frontal inspirado en el 458 Italia. Lo más sorprendente estará en la parte trasera, con un portón tipo hatchback como el del Porsche Panamera, lo que facilitará el acceso a la zona de carga.

Y es que aunque parezca mentira, este misil de 670 caballos y 335 km/h de velocidad máxima será, ante todo, un coche 100% utilizable en el día a día - independientemente del clima, con espacio para cuatro ocupantes, y un equipamiento donde el lujo y la tecnología brillan al mismo nivel. La verdad es que estos tres meses que nos separan de la muestra suiza se nos van a hacer eternos...

Vía: Jalopnik