BMW Serie 1 M Coupe se ofrecerá solo con cambio manual

David Avilés trabaja en un concesionario BMW en Maryland, Estados Unidos. David es un buen vendedor. Uno de los mejores, de hecho. Tanto, que BMW le premió invitándolo a un evento organizado por BMW Europa, en Marsella, llamado The Power of M. En ese evento privado y reservado a unos pocos afortunados, David pudo ver de cerca el próximo BMW Serie 1 M Coupe (o 1M para los amigos, me niego a llamarle M1), uno de los coches más esperados del momento. Hablando con representantes de la marca bávara, David pudo conocer algunos detalles del nuevo coupe de BMW Motorsport, unos detalles que no dudó en compartir en un foro de aficionados a BMW.

El BMW 1M se fabricará en una serie muy limitada de 2.700 unidades para todo el mundo, siendo Estados Unidos el país que se lleve el trozo del pastel más grande (las cifras, no obstante, aún no han sido publicadas). El coche se ofrecerá en tres colores: blanco Alpine, negro Jet, y naranja Valencia. Lo más sorprendente de todo es la elección de la caja de cambios: el 1M se ofrecerá solamente con un cambio manual de 6 relaciones. Olvidaos, pues, de cambios de doble embrague o semi-automáticos por el estilo: el BMW Serie 1 M Coupe es un coche para disfrutar al volante. En todos los sentidos.

Según Bimmer File, la elección del cambio manual en lugar del más moderno DKG (siglas con las que BMW denomina su cambio de doble embrague, en alemán) se explica por la falta de tiempo y de recursos que la división BMW Motorsport ha tenido a la hora de desarrollar el 1M. Usar un cambio DKG hubiese implicado un software diferente y específico para este modelo, y BMW no tenía ni tiempo ni dinero para afrontar este proyecto con garantías. Después de todo, el Serie 1 M Coupe ha sido desarrollado teniendo en mente los conductores más exigentes y "puristas", si se me permite la expresión. En este sentido, el 1M está más cerca de un Porsche 911 GT3 que del nuevo M3 GTS, ofreciendo al afortunado conductor unas sensaciones al volante mucho más puras y directas. Podríamos decir que este 1M viene a compensar a los aficionados a BMW por las ridículas versiones M del X5 y del X6. Una vuelta a los orígenes. De ahí la elección del cambio manual como única alternativa.

David Avilés también cuenta lo que muchos daban por hecho: aunque no hay confirmación oficial (aún), el 1M contará con el mismo seis cilindros bi-turbo del 135i Coupe, siendo ésta la opción más ligera entre las que barajaba el fabricante alemán. La potencia no ha sido desvelada, aunque seguramente rondará los 350 caballos, algo más de los 305 que este motor ofrece en el 135i. Cuatro salidas de escape, las llantas y un alerón integrado como el del BMW E46 M3 CSL o las salidas de aire laterales ya vistas en el E92 M3 ayudan a redondear una oferta que a buen seguro no dejará insatisfechos a los conductores más exigentes.

La verdad es que BMW no lo podía haber hecho mejor con este Serie 1 M Coupe. Cuando surgieron los primeros rumores, muchos lo comparaban con el BMW E30 M3 original, un coche que por dimensiones está más cerca del 1M que de la actual generación del eme-tres. Y es que con los años, el coupe por excelencia de BMW ha ido ganando peso generación tras generación, hasta llegar al punto que el actual ya casi no tiene nada que ver con la filosofía original del M3: mientras ahora tenemos un GT cómodo, rápido y confortable, el E30 era una homologación especial para poder competir en el campeonato alemán de turismos. Nada que ver, como podéis ver.

El Serie 1 M Coupe viene a llenar este hueco, un modelo pensado para los conductores que de verdad disfrutan al volante y que prefieren un cambio manual que les permita interactuar mucho más con el coche y con su conducción, antes que un cambio de doble embrague, que aunque sea más rápido, seguramente no ofrece el mismo nivel de satisfacción que un manual. Esperemos que a la hora de la verdad, cuando el coche sea presentado, el 1M no defraude a nadie. De momento, he de reconocer que la cosa promete bastante.

Vía: M3 Post | Bimmer File