Nuevo airbag que mide la gravedad del accidente

Mientras Nissan y Euro-NCAP andan a la greña por culpa de los reflejos de los airbags del Navara, Continental ha presentado un nuevo sistema que hará estos elementos de seguridad más "inteligentes", o al menos más sensibles a la magnitud del impacto.

airbag.jpg

Continental ha presentado un nuevo sensor de airbag Crash Impact Sound Sensing (CISS) system que decidirá la forma óptima en que este se despliegue en función de la gravedad del accidente.

En accidentes leves, el airbag no se pondrá en funcionamiento al considerar que los cinturones son suficientes para garantizar la seguridad de los ocupantes.

Cuando el accidente sea más fuerte, el airbag se desplegará en dos fases para que la sujeción de los pasajeros no sea tan violenta. En golpes realmente importantes, una única explosión hará que el airbag se expanda completamente en el menor tiempo posible.

Al contrario de los sensores actuales, que reaccionan ante las repentinas deceleraciones que suceden en una colisión, el sensor desarrollado por Continental valorará los ruidos que producen las deformaciones de la carrocería para interpretar la crudeza del impacto.

El empleo en modelos de serie está previsto, para modelos de Audi, dentro de dos años.