El Koenigsegg CCXR Special Edition, renderizado

Hace unos meses, un ejemplar (prototipo) de este coche se llevó a la pista del programa británico Top Gear con un desagradable resultado.

El fabricante sueco de exóticos ya tiene en mente el diseño definitivo de su próxima "bestia" que saldrá al mercado. Se trata del Koenigsegg CCXR Special Edition (¿ya no se llama Flower Power?), con 1018 caballos y combustión usando etanol.

El CCXR ofrecería un motor completamente de aluminio, 8 en V de 4.7 litros, con inyección de combustible multipunto secuencial, mientras que dos turbocargadores Rotrex ayudan a quemar el etanol.

Las prestaciones están a la altura de Koenigsegg y si además tenemos en cuenta el poder calorífico superior del etanol, estamos en presencia de un deportivo que va a superar muy fácilmente los 400 km/h. La aceleración de 0 a 100 km/h se anuncia en sólo 2,9 segundos, por ejemplo.

Si ya la situación es delicada con respecto al uso del etanol como combustible, me imagino que un sólo Koenigsegg requeriría unas cuantas hectáreas de tierra cultivable...