Skoda es otra de esas marcas que siguen trabajando a pleno rendimiento para conseguir afianzar su posición en un mercado que será estratégico en los próximos años, China. Así es, durante el reciente Salón del Automóvil de Shanghái 2013 que ha finalizado hace cuestión de unas horas, el Presidente de Skoda, Winfried Vahland, ha comentado que la firma checa tiene la intención de duplicar su gama actual de modelos en el gigante asiático.

Skoda Rapid Xin Rui

2013 es el año de los nuevos modelos de ŠKODA. El lanzamiento del nuevo ŠKODA Rapid y el inicio del negocio de importación son dos importantes hitos este año dentro de la estrategia de crecimiento de la marca en China. Nuestro objetivo es incrementar las ventas en China hasta cerca del medio millón de vehículos en 2018.

Actualmente en China, la estrella de Skoda es sin duda alguna el Rapid Xin Rui, la versión china del Skoda Rapid que encontramos por Europa. Recibe algunos cambios como un mayor número de elementos cromados así como nuevos paquetes de equipamiento opcional para adaptarse a las necesidades diarias de los clientes chinos.

El Rapid es importante para nuestra estrategia de crecimiento, tanto a nivel mundial como especialmente en China. Es el vehículo perfecto para este mercado y supone un nuevo segmento para la marca en China; posicionado entre el Fabia y el Octavia.

Otros modelos que Skoda ofrecerá próximamente en China serán el Skoda Superb Combi y el Skoda Yeti. Este último modelo será producido localmente en la factoría que Volkswagen tiene en la ciudad de Shanghái. Así lo ha confirmado Vahland durante el Salón de Shanghái 2013.

Durante el pasado año 2012, Skoda vendió un total de 235.700 unidades, un record histórico en los siete años que lleva presente de manera oficial en el país asiático.