La ley de Dubai exige que los estafadores paguen sus penas con algo más que una multa. Los juicios por estafar al sector público representan un crimen y como tal, son procesados con penas muy severas.

Este hecho ha provocado que muchos empresarios o personas que hayan contraído alguna deuda con este gobierno, haya preferido huir del país y abandonar tanto coches como casas con tal de no ser juzgado ahí. A partir de detectar que un coche ha sido abandonado más de seis meses, el coche se puede subastar, y esto es lo que ha pasado.

Ayer se realizó una subasta de 129 coches que se encuentran en estas circunstancias y uno de los más destacados es el Ferrari Enzo que estás viendo en estas fotos y que está tasado en 1,6 millones de dólares. Una gran investigación ha podido esclarecer su origen y es que pertenece a un empresario británico que prefirió deshacerse de él en lugar de liquidar sus atrasos con la ley. Este coche ha sido objeto de muchas noticias porque ha estado más de 20 meses en las dependencias policiales.

Como detalle curioso, diez de estos vehículos pertenecían a los árabes, 7 a europeos, 1 a un ruso y el resto se registraron a nombre de diversas empresas.

El director del Departamento de Tráfico de Dubai, general Mohammed Saif Al Zaffin, señaló que el Ferrari Enzo estaba siendo buscado por la Interpol y éste fue hallado en un estacionamiento donde acumuló multas por 20 meses que ascienden a algo más de 25.000 dólares. Y es en esta cifra por la que se mueven el resto de vehículos subastados.

La persona que adquiera alguno de estos vehículos deberá saber que tener un coche abandonado en un sitio con unas temperaturas tan altas, 50 grados más o menos como media, y un cantidad de polvo en el ambiente tan elevada, seguramente esté bastante dañado, tanto mecánicamente como en el interior.

Si alguno de nuestros lectores ha podido comprar alguno de estos vehículos, por favor, ¡mandarnos fotos!