Ya sabemos que Porsche ya está terminando de desarrollar y ultimar los detalles de lo que será el primer híbrido plug-in de la marca alemana. Desde luego, todos sabemos que uno de los primeros híbridos plug-in sería el extremadamente caro y exclusivo Porsche 918 Spyder. Pero tal y como está planeado, ésta no será la única novedad. Es por ello que el primero de ello bien podría ser el nuevo Panamera Hybrid plug-in, pensado para ser lanzado en el 2014. Tan sólo quedan dos años, pero podemos apostar a que más modelos de este tipo llegarán en un futuro no muy lejano.

De hecho, muchos podríais ser los que pensaréis que el Cayenne sería un modelo más factible para poder lanzar una variante tipo plug-in, sobretodo por el volumen y tamaño de este gran SUV de Porsche. De esta forma, e desarrollo e investigación en los que tendría que invertir Porsche, serían menores, ya que hay espacio de sobra para poder lanzar versiones que requieren grandes baterías, además de albergar motores eléctricos. Sin embargo, desde Automotive News, hay fuentes que señalas que el Panamera Hybrid plug-in llegará en el 2014.

Está claro que este nuevo modelo, sería más eficiente que el Panamera S Hybrid que ya se presentó el año pasado, o que la versión diésel del mismo modelo. Y también que estará basado en la nueva plataforma modular que está desarrollando el Grupo VW para marcas como Audi, Bentley y Volkswagen. De hecho, el nuevo Audi A3 tendrá una variante plug-in híbrida, tal y como reconoció el propio CEO de Audi, Rupert Stadler, durante el pasado Salón de Ginebra 2012. Además, Rudolf Krebs, Jefe de Tracciones Eléctricas del Grupo Volkswagen, declaró recientemente que:

Estamos realmente convencidos de que el futuro de los híbridos no pasa por ser puramente híbridos, sino híbridos tipo plug-in.

Y es que las ventajas de los híbridos tipo plug-in está en la facultad de recorrer grandes distancias a baja velocidad, sin encender los motores de combustión interna. Y hay que recordar que éstos vehículos están teniendo una tendencia a recorrer distancias cada vez más grandes.