Pocas veces una sola palabra consigue transmitir muchas sensaciones, una palabra que solo nombrarla te provoque sueños o que simplemente te ponga los pelos de punta al oírla. Es lo que puede suceder con una marca o un modelo concreto de un coche va acompañado del nombre de su división deportiva, entiéndase por ejemplo a Quattro, M o AMG, marcas que ya no hace falta nombrar a que casas pertenecen.

Precisamente son estos últimos, AMG, quien nos atañe, ya que hace 44 años cuando dos ingenieros llamados Hans Werner Aufrecht y Eberhard Melcher crean una empresa con el fin de diseñar y fabricar motores de competición para Mercedes-Benz. El nombre elegido para esta nueva empresa fue AMG, tomando la inicial de ambos apellidos y de la localidad donde iniciaron su actividad, Grossaspach.

Todo empezó en 1967 en un molino situado en Burgstall, donde comenzó a gestarse su historia en el mundo de la competición, y más bien poco tardaron en empezar a escribirla, ya que tan solo tardaron cuatro años en lograr su primera victoria, conseguida gracias a un Mercedes 300 SEL 6.8 en las 24 Horas de Spa. A partir de aquí todo fueron éxitos, por lo que AMG y ya Mercedes en 1988 deciden iniciar un acuerdo para colaborar juntos y de manera oficial en el DTM. Dos años más tarde nacía lo que ahora conocemos como Mercedes-AMG GmbH.

A continuación podréis ver todo esto en imágenes gracias al vídeo creado por Mercedes y que repasa todo los éxitos de AMG desde su creación y hasta la actualidad.

Vía: Coches Más | Foto: Viciomotor